7 formas para crear ideas innovadoras


Jaime Contreras, experto en comunicación, estrategias corporativas y recursos humanos, impartió el pasado 25 de octubre la Masterclass “Creatividad e Innovación” en ESCO. Los asistentes pudieron aprender, formarse e informarse a cerca de la importancia de las relaciones internas en una organización, las diferencias entre creatividad e innovación, sus beneficios y los puntos claves para llevarlas a cabo en una empresa.

“La innovación organizacional se basa en el conocimiento y en el aprendizaje”

La innovación es un camino que requiere de muchos sacrificios y cambios radicales para encontrar una nueva oportunidad, según Contreras, y esta cobra importancia en la relación interna de las compañías. Esta es llamada “innovación organizacional” y se basa en compartir conocimiento y lograr el aprendizaje de los individuos que forman organización. De este modo, potencia la creatividad y su efectividad, mejora las condiciones y relaciones laborales y brinda valor a los productos y/o servicios que se ofrecen.

El profesor de Máster explica que para implantar una innovación organizacional se necesita seguir una serie de pautas: evaluar la satisfacción de empleados, proveedores y accionistas de la empresa; aplicar un NPS (Net Promoter Score) para comprobar si los clientes están dispuestos a recomendar tu marca; e implantar una cultura de mejora continua, para resolver carencias y crear objetivos y motivaciones.

Por otra parte, Jaime Contreras hace una diferenciación entre creatividad e innovación. La primera es un concepto abstracto, es el pensar, y la segunda es el concepto tangible y medible, es decir, la acción realizada. De este modo: “A medida que avanzamos y entramos a la puesta en marcha e implementación de una idea, la creatividad se convierte en innovación”, según indica Jaime. De ahí, la importancia de los creativos, ya que son los encargados de utilizar tiempo y recursos para convertir una idea creativa en una innovación.

“La creatividad debe estar presente en la planificación de las PYMES”

La creatividad también cobra importancia en las PYMES (Pequeñas y Medianas Empresas). Debe estar presente desde la planificación de la empresa hasta su desarrollo para poder adaptarse al mercado y satisfacer las necesidades de sus clientes. Así, ofrece la posibilidad de resolver problemas internos de la compañía con mayor facilidad y genera un liderazgo positivo por parte de altos cargos.

“Fue una clase de motivación personal y profesional, nos sirvió para el día a día y para nuestro futuro laboral”, según indica Salma, una alumna de ESCO. “Debemos apreciar la actitud de las personas y saber que todo cuenta en esta vida”, según les dijo Jaime, que concluye con: “hay que tener confianza en nosotros para hacer algo grande”.

Ana Sonia Navarro B.