“Con tu pensamiento y tu actitud puedes atraer el futuro que deseas”. Mikah de Waart, coach internacional, impartirá un seminario en Granada


Marta Eulalia Martín, Redactora de Granada Digital y Gabinete de Prensa ESCO.

Para conseguir alcanzar los objetivos planteados a lo largo de la vida tanto en el ámbito profesional como en el personal a veces confiar en las posibilidades de uno mismo puede dar buenos resultados. Es lo que plantea el best-seller ‘El secreto’ de Rhonda Byrney y La Ley de Atracción, temas de los que tratará el seminario que el coach internacional Mikah de Waart impartirá el próximo 12 de noviembre, de 10.00 a 20.30 horas, en el Hotel Carmen de Granada, y en el que colabora la Escuela Superior de Comunicación y Empresa (ESCO).

Aquellos interesados que no puedan acudir a esta cita, pueden recibir las lecciones de de Waart en Almería el día 13 de noviembre y los días 3 y 4 de diciembre en Málaga y Sevilla, respectivamente.

PREGUNTA.- ¿Cómo definiría el coaching o la técnica que usted utiliza como coach?
RESPUESTA.- El coaching es el proceso orientado a lograr objetivos. El coach es alguien que te ayuda a conseguirlos. Ayudo a la gente a clarificar sus objetivos, lo que es importante para él en la vida. Las técnicas que uso son las de equilibrio emocional. Con éstas, se pueden detectar ciertos patrones y puedes observar cómo las personas se están auto-limitando y te ayuda a poder romperlos para usar más y mejor todo su potencial.

P.- Según su criterio, ¿cómo es un buen coach?
R.- Es alguien que funciona, que te da resultados, con el que consigues resultados. Sino consigues resultados, el coach puede ser perfecto, pero no para ti.

P.- En cuanto a la formación que imparte, señale las características que debe reunir un buen líder o directivo.
R.- El líder tiene que tener lo que para mi es lo importante hoy en día: si quiere encender la chispa en los demás, tiene que tener el fuego dentro, para apasionar a los demás y hacer que sigan trabajando. Necesita estar muy motivado para poder inspirar. Además tiene que ser claro y transparente: decir lo que haces y hacer lo que dices.

P.- ¿Cuál es la clave para motivar, tanto en el ámbito profesional como en el personal?
R.- Las claves son las mismas. Bajo mi experiencia, después de haber formado a más de 15.000 personas en 9 países, te puedo decir que hay unas cuantas claves que funcionan para todo el mundo. Hay que tener una visión y un plan de futuro que nos atraiga. Hay que actuar. Hay que mejorar como personas. Tener la fuerza para seguir adelante, tanto en la empresa como en la vida personal, porque al final la empresa está formada por personas. Por tanto, funcionan con los mismos conceptos.

P.- ¿Cómo se puede conseguir un impacto positivo en los diferentes ámbitos de la vida?
R.- Primero teniendo claro lo que ya no quieres tener en la vida. Todos tenemos ámbitos de nuestra vida que no nos gustan o que queremos mejorar. Por ejemplo, a lo mejor tienes dos kilitos de más, no estás contento con tu relación o desearías mejorar algo de tu casa. Estos deseos no nos ponen en acción. Si realmente tomas una decisión, esto es lo que ya no quiero, y esto es lo que quiero, a partir de ahí, empiezas a iniciar cambios. Mi consejo: empieza por tomar una decisión.

P.- A los 30 años lideraba una empresa con más de 100 empleados, convirtiéndose en uno de los directores generales más jóvenes de Holanda. ¿Qué consejos les da a los jóvenes que aspiran a parecerse a usted en este sentido?
R.- Que no se preocupen. Si aún no saben perfectamente lo que quieren hacer con sus vidas, es normal, yo tampoco lo tenía claro, pero lo que sí que es útil es en vez de tener una única inspiración que proviene de tus padres o amigos, que empiecen a leer libros de personas que te inspiren, de personas que les ayuden a crecer más y a dar más de ti mismo, que te hagan dar un paso más. Un buen ejemplo sería que empezaran a leer autobiografías de personas interesantes.

P.- Según su biografía, le gusta ayudar a las personas. ¿Cree que lo consigue? ¿Algún caso a destacar?
R.-Sí, me encanta ayudar a las personas. De hecho creo que la parte más gratificante de este trabajo es escuchar o leer mails de personas que han cambiado o han hecho mejoras en sus vidas. Es lo que más me llena a nivel personal. Creo que lo consiguen. Si la persona está motivada y se da cuenta de que es importante hacer una mejora, al final yo no soy más que una pequeña chispa que llega a la vida de esa persona, en el momento justo. Yo nunca les voy a poder solucionar la vida, pero lo que sí que les puedo dar son herramientas para que ellos mismos mejoren aspectos de sus vidas. Hay muchos casos para resaltar, con nombres y apellidos, para mí todos son importantes, pero hay casos que te sorprenden, como gente que tras el seminario toma la determinación de separarse de sus parejas, personas que deciden apostar por si mismos y montan un negocio abandonando su antiguo puesto de trabajo, etc.

La parte más gratificante de este trabajo es escuchar a personas que han cambiado sus vidas

P.- Muchas de sus ponencias consisten en la Ley de la Atracción y el seminario que impartirá en Granada el próximo 12 de noviembre se basa en los postulados del best-seller ‘El Secreto’ de Rhonda Byrne. ¿Qué tienen estas ideas y esta ley que les haga ser imprescindibles para tener éxito?
R.- La idea más relevante es ser consciente de que tú puedes con tu pensamiento y con tu actitud atraer hacia tu vida un futuro que quieres, que deseas. Funciona a través de tu pensamiento, puedes atraer situaciones a tu vida. Un ejemplo muy sencillo sería si tú siempre piensas en negativo y te sientes amargado es muy probable que vas a atraer personas y situaciones de esa misma sintonía a tu vida. Al final es importante darte cuenta que el único que puede cambiar eres tú y que las situaciones externas pueden seguir siendo las mismas, pero si tú cambias tu forma de pensar y tu forma de conducta, al final vas a tener otros resultados. Cuanto más congruente y con cuanta más seguridad lo haces, más y mejor puedes atraer a tu vida. De repente empezarán a aparecer situaciones y personas que aparentemente llegan por casualidad, pero que no…

P.- ¿Qué consejos les da a los interesados para poder aplicar correctamente en su vida la Ley de la Atracción?
R.- Primero que cada uno se dé cuenta de que es lo que ya funciona y va bien en su vida y de lo que no les gusta y lo que quieren cambiar. Para tener más información adicional de cómo aplicarlo, pueden mirar mi página web.

P.- Se basa en los postulados de la vieja sabiduría oriental hasta las teorías más avanzadas del Management, pasando por diferentes épocas. ¿Cuál de ellas destacaría como clave para la superación personal? ¿Qué técnicas de estos períodos son los que usted emplea con mayor frecuencia?
R.- Lo que uso con mayor frecuencia es parar varias veces al día y darme cuenta de todo lo que tengo en mi vida y todo lo que va bien. Intento vivir más en el aquí y en el ahora que preocuparme por el pasado o por el futuro. Sentir culpabilidad por el pasado o preocupaciones por el futuro es lo que quiero evitar porque con este pensamiento me estoy preocupando por algo que no es la realidad de hoy mismo. El 95% de nuestros problemas tienen que ver con el pasado o con el futuro y de repente nos damos cuenta de que estamos olvidando vivir lo único importante, que es el presente.

P.- ¿Qué tal su experiencia de formar a más de 15.000 personas en diferentes países como España, República Checa, Bélgica, Holanda, Tailandia o México, entre otros?
R.- No importa lugar ni edad. La persona más joven que he tenido en un seminario tenía 8 años y la más mayor 82. Te puedo decir que, aunque nuestros deseos sean distintos, los conceptos que nos motivan a sentirnos bien o a hundirnos son esencialmente los mismos para todos. Aparte de algunas cuantas excepciones, casi todos independientemente del país donde vivimos buscamos lo mismo en la vida para ser felices.

P.- La gente cercana a usted, como familia y amigos, ¿suelen aplicar sus enseñanzas?
R.- Aquellos que me conocen desde pequeño lo que quieren es ver si soy feliz y yo si ellos son felices. Lo que más hablamos es de cómo nos va la vida. El resto de mi entorno, en temas concretos como reducir el estrés o crear una visión de futuro, sí que suelen seguir mis enseñanzas. Yo soy el vivo ejemplo de que lo que digo, hago y enseño, funciona.