Entrevista Pilar Dalbat: La profesionalización de la moda, un sector en auge.


Pilar Torrecillas lleva casi 20 años dedicada al mundo de la moda siendo el alma de la firma Pilar Dalbat. Profeta en su tierra, ha llevado Granada y su patrimonio más allá de sus fronteras. La Abadía del Sacromonte o el pintor José Guerrero han sido algunas de las inspiraciones. Se caracteriza por mezclar arte, ya sea pintura o arquitectura, con la moda y con la tecnología. Tanto es así que fue la primera en crear un desfile en España en realidad virtual. Además, siente especial vocación por la enseñanza y por compartir su saber hacer, como lo demuestra siendo co-directora de este máster de Moda, Comunicación y Gestión.

“Con la crisis, hemos aprendido que no todo vale y que el diseño de moda tiene que estar acompañado por la industria”

“Los profesionales del sector de la moda cada vez aprecian más lo que se hace dentro”

“La figura del diseñador como artista es mucho más compleja que la de artista”

P: ¿Cómo calificaría la situación actual de la moda en nuestro país?

R: Si nos referimos a creatividad, la veo en plena ebullición porque hay muchas propuestas, mucha gente joven, muchas escuelas que han crecido, muchas pasarelas. Veo una oferta muy grande. En cuanto a números, me voy al último estudio realizado por la Asociación de Creadores de Moda de España (ACME), que es muy esperanzador, muy positivo, y que demuestra que la moda en España como industria está en pleno crecimiento, que ha crecido con respecto al año anterior. Hay un dato muy relevante para todos los diseñadores y empresarios o cualquier persona que se relacione con el sector, que es la exportación. Ahí es donde está el quid de la cuestión, el futuro y también en las nuevas tecnologías adaptadas a la venta, como la tienda online.

P: Si nos centramos en el futuro, ¿cree que va a haber una recuperación del gusto por parte del consumidor hacia un producto de mayor calidad? ¿cuál cree que puede ser la combinación de factores de cara al futuro?

R: Es muy difícil prever porque el mundo de la moda es totalmente imprevisible. Nos ocurre con modelos que a veces pensamos que se van a vender muy bien y que al final suponen la peor venta. Estoy segura de que el futuro gira en torno a la venta online porque los grandes nos están marcando esa pauta. El low cost seguirá existiendo, pero también habrá una apuesta por la prenda de calidad porque el consumidor está educado y ya sabe que el low cost también cansa. Probablemente retorne a las prendas con alma, que están pensadas, que están elaboradas con cuidado y con oficio y artesanía.

P: ¿Se podría decir que existe cultura de moda en España? ¿Ha habido una evolución?

R: Creo que España está en un punto intermedio. No creo que sea ni un país maduro, capaz de entender al 100% lo que esconde una prenda, pero sí es cierto que existe una enorme evolución. El país ha cambiado mucho y la gente ha aprendido. A través de esta diversificación, de mayor oferta, donde los medios de comunicación y las redes sociales han crecido y se han expandido. Creo que España sabe lo que es la moda, los profesionales del sector de la moda cada vez aprecian más lo que se hace dentro. Los que estamos dentro nos estamos profesionalizando. Entonces va todo juntos.

P: ¿Desde cuándo crees que existe esa profesionalización dentro de los diseñadores? ¿Cuándo han tomado conciencia de la existencia de esta industria?

R: Hay muchas cosas. El hecho de que el mercado madure y de que haya más oferta supone, por lo tanto, menos facilidad para los pocos que están. Hay muchos más diseñadores. Al mismo tiempo, la crisis ha educado. Hemos aprendido que no todo vale y que el diseño de moda tiene que estar acompañado por la industria porque el uno sin el otro no tiene sentido. Creo que algo que ha ocurrido es que la gente está mucho más especializada. También ha aprendido a comprar. En ese aprendizaje de diseñadores, en esos cambios que han ocurrido en las cúpulas de las revistas, de las pasarelas nacionales, se está haciendo un trabajo de campo muy grande y todo eso es muy positivo para la moda española.

P:  Desde el punto de vista de los profesionales, parece que antes los diseñadores estaban más centrados en la creatividad y que quizá la parte más empresarial estaba en segundo plano, sin embargo, parece que esto ha ido cambiando. ¿Ha notado esa evolución?

R: Por supuesto. Yo creo que el que enseña actualmente eso, sólo diseñar como figura artística está desfasado, no está viviendo el tiempo que nos toca vivir. Porque el uno sin el otro no existe. La figura del diseñador como artista es mucho más compleja que la de artista. En un perfil de diseñador tiene que haber redes sociales, marketing, comercialización y también números. No sólo prendas bien hechas. La gente ha tomado conciencia en un periodo de tiempo muy corto, en 10 años.

P: ¿Qué habilidades cree que deben tener los profesionales en la gestión y comunicación de moda?

R: Creo que hay una habilidad importante que es la comprensión y el conocimiento. Cuanto más se conoce algo, más posibilidades tenemos de dominarlo y, por lo tanto, de ser competitivos y fuertes. Este máster tiene esa fuerza, que es la de intentar hacer que los alumnos aprendan a través de la comprensión, de la reflexión. Que vean algo como muy global, no sólo desde la figura creativa sino desde todos los ámbitos. El que tiene una visión global de algo se convierte en alguien mucho más poderoso.

P:  ¿Qué características destacaría de este máster respecto a otros que también se especializan en moda?

R: Un valor es contar con un profesorado de alto nivel estando en una ciudad como Granada, que además ofrece un atractivo increíble para la gente. Otro fuerte es que son grupos pequeños lo que nos permite estar muy en contacto con los directores y los profesores. Hay un tú a tú, pueden pedir y se les da. Intentamos entender todas las peticiones de una manera muy directa. En otros masters más masificados esto no se puede conseguir.

P: ¿Qué libro o documental recomendaría?

R: Es muy difícil recomendar uno. El que más le seduzca de primeras que lo vean. Hay tanta oferta que sería difícil elegir. Diría que es como los libros, hay que elegir el que te enganche y el que seas capaz de disfrutar.  A mí han gustado todos los de Le Jour d’avant (Antes del desfile), una serie documental de Canal+, escrita y dirigida por Loïc Prigent. En ellos se ven los procesos creativos antes y después de un desfile y nos da una visión mucho más cercana de los equipos de moda.

P: Y si tuviera que quedarse con un personaje que le haya inspirado…

R: Fortuny, sin duda. Por ser un perfil totalmente diferente, por pertenecer a su siglo y al nuestro, por ser un gran polifacético, capaz de dominar las artes escénicas, la moda, ser un gran inventor y por ser, además, una figura mundialmente conocida y nacido en Granada.