Charo Izquierdo, profesora del Máster de Moda ESCO, dirigirá las revistas del Grupo Zeta.


Charo Izquierdo, profesora del Máster de Moda, madrina de promoción en ESCO y directora de la Mercedes-Benz Fashion Week Madrid (MBFWM), ha anunciado, muy emocionada que abandona su cargo al frente de la pasarela. La razón es hacer frente a un nuevo proyecto empresarial pues ha sido nombrada directora general del área de Revistas del Grupo Zeta.

Charo izquierdo tendrá que afrontar nuevos retos como el impulso digital y la modernización de las revistas del Grupo Zeta, y la integración de estas en las nueva marca que las engloba, el grupo Prensa Ibérica. La experiencia en el sector le precede, y es que en el año 2004, fue la fundadora y directora de Yo Donna, revista de tendencias, moda y belleza que edita Unidad Editorial. Además, es la fundadora de ‘estarguapa.com’, la web de Telva. En 2012, pasó a dirigir el área de Nuevos Proyectos de Prisma Publicaciones, la división de revistas del Grupo Planeta.

Un anuncio que ha realizado al final de la rueda de prensa de presentación del calendario de la próxima edición de la MBFW.

 «En la vida pasan trenes que no hay que dejar escapar y no soy una persona de arrepentirse», ha señalado Izquierdo, que ha recordado que su sueño era dirigir la pasarela y lo ha cumplido, pero que sigue teniendo grandes sueños y por eso inicia una nueva etapa profesional en la que seguirá «trabajando por la moda española».

 «Me voy triste, pero también contenta. Me voy cansada, no han sido unos años fáciles, han sido unos años de mucho trabajo, pero de un trabajo precioso. Si antes estaba orgullosa de la moda española, hoy lo estoy con más conocimiento de causa», ha señalado.

Ese nuevo sueño es ponerse al frente del área del Revistas del Grupo Zeta, entre cuyas publicaciones se encuentran «Woman», «Stilo», «Viajar», «Autohebdo Sport», «Port», «Cuore», «Rumore», «Digital Camera», «Cartoon Network» y «Disney Channel».

Jorge Hevia: “El periodista además de currar debe hacer otra cosa, hacerlo con buena actitud, con buen talante y con buen rollo”


Con el motivo de su visita al Máster Deportivo que oferta ESCO, entrevistamos a Jorge Hevia para conocer un poco mejor su faceta periodística en la radio. Jorge Hevia es periodista en la Cadena Cope y productor del programa ‘Tiempo de Juego’

Pregunta: ¿Qué tiene de especial la radio hoy en día?

Respuesta: Yo creo que lo que ha tenido siempre es ser el medio más directo. Para comunicar en tele tienes mucha más gente de por medio, también es verdad que es un producto más elaborado. La radio no necesita de esa elaboración y tiene esa rapidez para llegar pronto y llegar de forma muy cercana al oyente. Además, la radio tiene una ventaja que son tantas las emisoras, que el oyente que te busca es por qué te quiere. En la tele hay veces que te está viendo gente porque no tiene otro remedio y a lo mejor te ven y no te soportan. En la radio la gente que te busca es porque te quiere y eso se nota en el feedback con la audiencia.

P: ¿Por qué la radio nunca muere?

R: Porque se adapta, primero porque mantiene esa esencia, eso de lo que hablábamos, esa cercanía con el oyente, que otras no te lo dan, pero también porque se adapta la radio como medio. Ya no es el transistor, la radio es una app, la radio es un podcast, la radio es una oferta de programas diferentes en internet que antes no se podía porque había una sola emisora y ahora se multiplica. Entonces la radio mantiene la esencia, pero también se va adaptando a la tecnología porque no le queda otra.

P: ¿Qué hace único a Tiempo de Juego?

R: Supongo que, varias cosas ¿no? No sé hasta qué punto es único, para nosotros si lo es por la intensidad que le ponemos, por las ganas que le ponemos, por el cariño que le ponemos, por la relación que existe entre la gente que lo hace. Por muchas cosas que nos han pasado a lo largo del tiempo, no es una relación normal de gente con la que trabajas, sino que es una relación tan estrecha como la que puedes tener con tu familia. En este caso, la familia de la radio no es una frase hecha si no que es una realidad y eso tratamos de transmitirlo. A parte tenemos la suerte de trabajar con gente muy buena como Paco González, Pepe Domingo Castaño, Manolo Lama que son cada uno en lo suyo los mejores y eso es muy bueno para el programa.

P: Un consejo para un universitario que quiere dedicarse a la radio

 R. Que curre mucho. Que no tenga miedo a trabajar. Que ponga por delante, lo primero el trabajo y luego ya veremos lo demás. Y que además de currar que es algo que puede hacer todo el mundo que haga otra cosa, que también pueda hacerlo todo el mundo, que es hacerlo con buena actitud, con buen talante y con buen rollo. Yo creo que, con estas tres cosas, el resto al final acaba llegando, al final la radio o el periodismo te va a colocar en un sitio para que tus aptitudes sean las adecuadas, pero para encontrar esa forma de encajar en el puzzle, las dos cosas fundamentales son eso, primero no tener miedo a trabajar mucho y hacerlo siempre con una sonrisa, creando un buen ambiente alrededor. Parecen dos cosas muy sencillas pero que luego no lo son tanto, yo creo que acabas encajando.

P: Dentro del periodismo deportivo, en qué se diferencia la radio de los demás medios de comunicación.

R:La principal diferencia, seguramente igual que en el resto, la radio te da una cercanía que no te dan otros medios. También es verdad, en los últimos años hay mucha intercomunicación entre la radio y tele. Hay formatos de radio que han pasado un poco a copiar a la tele, programas como el Chiringuito hacen lo que viene haciendo la radio durante mucho tiempo, que es esa tertulia, enfrentar opiniones, enfrentar periodistas o ex futbolistas de distintos equipos. La radio también bebe un poco de esos programas, ese sentido del espectáculo que tienen esos programas. También muchas veces programas de la radio también lo asumen, entonces yo creo que se intercomunican y está bien que se mezclen cosas y que cada uno tenga su espacio.

P: Una experiencia deportiva que haya marcado tu carrera

 R: Cómo periodista deportivo, lo más brutal que yo he vivido son los juegos olímpicos. He estado en dos juegos olímpicos, en Atenas y en Pekín, y como experiencia como periodista, es súper intensa, porque estás todo el día contando cosas de un montón de deportes, a los que durante cuatro años no le prestan mucha atención, pero que te empapas de ellos durante ese tiempo, con unos deportistas que tienen una accesibilidad, una cercanía, una calidez, que no te la da el futbolista de a diario y es una experiencia a nivel periodístico súper intensa. Más que una Eurocopa o un Mundial.

P: Una experiencia a nivel profesional en tu carrera

R: A nivel profesional, el cambio que vivimos de la cadena SER a la cadena COPE. Unos 50 profesionales cuando hubo el jaleo con Paco González, se vio cómo un montón de gente dijo, yo voy a estar con Paco González, si él quiere claro, donde él vaya. Sin preguntar condiciones, yo primero voy y luego pregunto condiciones. Ese cambio por lo que supone y por lo que pasó a unir a ese grupo de gente, a nivel profesional, ha sido lo que más me ha marcado.

P: Un libro para recomendar

R: “La Trilogía del Baztán”, son tres libros que me acabo de terminar hace no mucho que están súper interesantes. Tienen un toque policial, son libros entretenidos. Me gusta leer bastante pero después del curro, de los niños, leo muy ligero y esa trilogía me ha gustado mucho.

P: Por qué recomendarías este máster de ESCO

R: Yo creo que es fundamental porque la teoría, lo que te enseñan en la universidad, que cada vez se orienta más a la práctica, que está muy bien. Pero no te pueden dar por alumnos, por dotación económica, por condiciones, no te pueden dar el nivel práctico que te dan estos masters. También la posibilidad de hablar con gente que está muy metida en un medio y que te cuentan de primera mano, no la teoría periodística si no como se vive realmente el día a día en un medio o en una redacción. Yo creo que eso es súper bueno para la formación del alumno.

Manuel Romero: «El futuro de la moda es la especialización»


Máster de Moda: Comunicación y Gestión

Detrás del ‘el señor de las gafas amarillas’, está el joven periodista y community manager granadino, Manuel Romero, quien ha creado su marca personal en torno al mundo de la moda gracias al manejo de las redes sociales. Según reconoce en su blog, pretende vivir, disfrutar la moda y el lifestyle de una manera natural y divertida. Manuel es un ejemplo de cómo se puede llegar a este sector de una manera diferente, con mucha creatividad, talento y persistencia.

Pregunta: ¿Cuál es su opinión acerca de la situación de la moda en la actualidad?

Respuesta: La industria de la moda en estos momentos se enfrenta a un reto muy importante, tiene que adaptarse a las nuevas maneras que tienen los jóvenes de concebir el mundo. La industria de la moda siempre se ha basado en 2 colecciones al año, elementos tradicionales como los editoriales, pero la irrupción de los influencers, los elementos de las nuevas tecnologías, y  la inmediatez que requiere hoy el mundo, hace que las marcas de moda se tengan que poner las pilas, sobre todo, de cara a responder a esas necesidades que tiene esta nueva sociedad. Es un momento muy emocionante porque se va a ver mucho cambio, se va a demostrar quién es capaz de trabajar rápido en base a unas nuevas necesidades.

P¿Cuál cree que será el futuro de la moda?

R: El futuro de la moda pasa por la personalización, no me refiero a que te firmen un bolso o tengas una bufanda grabada, sino encontrar el nicho de mercado específico. Hacer ropa ad hoc para ellos y ser capaz de conectar con un nuevo público. El concepto masivo existe, lo vemos en las grandes cadenas, incluso ellas mismas tienen colecciones boho, inspiradas en temáticas, en cultura pop que hacen que vayan a ese nicho concreto. Creo que ese es el futuro: la especialización y el acceso a que cada vez tengamos más referentes de moda.

P: ¿Cree que esa especialización es importante para los profesionales de la moda?

R:Un buen profesional de moda tiene que estar ojo avizor, pendiente de todo, no solo en moda Perse, sino en sociología, en política, en deporte, en gastronomía. Digamos que el mundo del lifestyle y el resto de sectores se retroalimentan y hacen que entendamos la moda de otra manera. Tu mente tiene que estar lo suficientemente abierta como para captar tendencias en todo momento. Un ejemplo muy claro es que cuando empiezas a ver coches ecológicos, lavadoras ecológicas, comida orgánica, estás siendo tonto si en moda no lo aplicas para hacer un nuevo concepto con conciencia ecológica.

P:  ¿Cuál cree que es la principal ventaja competitiva del Máster de Moda:Comunicación y Gestión de ESCO? 

R: Una de las cosas que ha diferenciado siempre a ESCO, tanto en su formación académica como en su formación de máster, es el acceso a profesionales del sector en activo. Es verdad que hay muchas universidades que están llenas de expertos con un conocimiento brutal, pero tenemos que estar abiertos a las nuevas tendencias, yo soy un ejemplo de esto. Estoy aquí siendo una persona joven, que ha establecido su marca personal en moda y creo que ESCO facilita el acceso a profesionales del sector en activo, lo que hace que los alumnos puedan relacionarse con especialistas importantes del sector. Las escapadas que se hacen a Madrid para ver las colecciones, las clases que se presentan por estos profesionales, no solo abren la mente y dan una buena formación, también dotan al alumno de contactos reales que luego podrán ser útiles en su vida laboral.

P:  ¿Qué es lo que más destacarías de tus clases de Social Media y Marketing de Influencers?

R: En cuanto a la clase de Social Media, creo que es fundamental entender que las redes son una herramienta de mucha utilidad a nivel empresarial y de comunicación en el mundo de la moda. Para ello se requiere una buena organización y un buen contenido. Intento que las clases sean interesantes y transmitir cómo podemos hacer nosotros que las redes sociales pasen de una gestión personal a una profesionalizada, es lo que las empresas van a necesitar. 

Respecto a la clase de marketing de influencer, considero que es esencial  comprender que los influencers han llegado para quedarse, han montado un negocio en torno a sí mismos y son el futuro de la comunicación. No sé qué va a pasar dentro de 10 años, pero ahora mismo hay que conocerlo, valorarlo y saber cómo trabajar con ellos. Es fundamental que una persona que acaba de salir de un máster de moda conozca que esos actores de la sociedad son necesarios a la hora de establecer una estrategia de comunicación.

P: ¿Qué libro o serie podría recomendar?

R: Una de las cosas que yo más valoro es que cada uno investigue sus propios gustos. A mí me encantan los libros grandes de fotografías, recomiendo uno de Jean Charles de Castelbajac, que es muy interesante, pero creo que es muchísimo más interesante que busquéis, que os dejéis inspirar por libros de segunda mano porque en cada uno encontramos nuestro nicho.

En series te puedo decir Girlboss, que explica cómo se crea una empresa de moda de la nada. Hay series maravillosas que, aunque no traten sobre moda, nos pueden explicar muchísimo de comunicación visual y de comunicación de moda como El Cuento de la Criada y todos los códigos visuales que van con ello. Mi recomendación no es que busquéis un libro de moda sino que busquéis moda en todo lo que veáis.

P: Y si tuviera que quedarse con un personaje que le haya inspirado especialmente, ¿qué nombre diría?

R: Creo que la inspiración está en el aire. Hay gente que te inspira en pequeños detalles y vas sumando unos y otros. Me parece muy interesante la generación de mujeres que han destacado en el mundo de la moda por su personalidad. Ahora mismo es muy fácil ser influencer y destacar, pero nombres como Vivienne Westwood, Iris Apfel o Carmen Dell’Orefice, que han sabido adaptarse a los tiempos y seguir posicionándose en el mundo de la moda, respetando sus códigos y su edad, me parecen fundamentales. Ellas han sido las verdaderas revolucionarias. Ahora mismo es muy fácil llamar la atención, pero para hacerlo hace 50 años había que ser muy valiente.

 

 

Patricia González Aldea: “Necesitamos entender la moda como una industria»


Patricia González Aldea es periodista, en el amplio sentido de la palabra, pero con una vocación que le nació desde joven: la comunicación de moda. Compatibiliza esta pasión con la docencia en la Universidad Carlos III, donde imparte, entre otras asignaturas, Periodismo Internacional. Su amplio bagaje académico le ha hecho entender la moda de una forma más analítica y crítica, por lo que resulta un soplo de aire fresco dentro de esta industria.

¿Cómo catalogaría la situación actual de la moda en España?

En España, después de muchos años de crisis, parece que todo está cambiando y esto también afecta a la moda. Se está recuperando y aparece con fuerza. Incluso hay programas de televisión, con mayor o menor acierto, pero la cuestión es que se habla de moda. Vuelve a haber interés en las revistas de moda. Esto es algo positivo y es consecuencia de que estamos empezando poco a poco a recuperarnos.

¿Cree que se podría hablar de la creación de una cultura de moda?

Tanto como eso, no, porque sigue siendo una asignatura pendiente entender la moda como cultura, como un arte que tiene que estar en los museos. Y es verdad que ahora vivimos un momento muy interesante. Hay 3 exposiciones en Madrid: Manolo Blahnik (Museo de Artes Decorativas), la de Sorolla (Museo Thyssen) y la de Carmen Lomana (Museo del Traje). Vemos mucha moda en los museos y esto es una noticia positiva. Poco a poco, algo se está haciendo, aunque también existen programas que no contribuyen demasiado a poner en valor qué es la moda, y que al final lo que hacen es frivolizar su papel.

Usted es profesora de Periodismo Internacional y conoce qué ocurre a nivel global. ¿Cómo describiría la situación de la moda en el mundo?

Las tendencias del mundo se basan en mucho consumo. Lo que antes se consideraba como mercados emergentes, como es el caso de China, ya no sólo en producción o en consumo sino en todo el potencial que tiene para el desarrollo y expansión, es ya el presente. Es hacia donde nos miramos y hacia donde nos dirigimos. Antes venían desde China a Europa a comprar moda, pero ahora hay cada vez más compradores en China y en marcas de China. Esto se va a extender por todo el mundo.

Entonces, ¿se podría decir que la tendencia hacia el futuro de la moda pasa por los países considerados como emergentes?

China antes se basaba en la copia, donde se producía a un coste menor pero poco a poco con el tiempo, ellos van a ir creando. Les falta el diseño y la creatividad, que necesitará más tiempo, pero sí que veo que pueden empezar a desarrollarse una moda propia que hasta ahora no había existido.

Y si nos fijamos en nuestro país, ¿cómo ve el futuro de este sector?

Necesitamos inversores y necesitamos entenderlo como un tejido industrial. Siempre nos hemos quejado de que eso existe en otros países. Nosotros tenemos muy buenos diseñadores, muy buena creatividad, pero nos falta ese empuje más empresarial e industrial de la moda. Creo que se va a conseguir porque ya todos los jóvenes diseñadores tienen claro que está muy bien la creatividad pero que detrás tienen que haber un apoyo y un empuje económico.

¿Qué habilidad cree que determinará que tengan un gran futuro profesional quienes estén interesados en hacer un máster de Comunicación y Gestión de Moda?

Como todo periodista, la cuestión es la curiosidad y formarse. Mis clases intentan generar curiosidad y tener inspiración para seguir investigando. Hoy con internet te puedes leer un libro o tener acceso a la información en un clic. La información está ahí, pero si no tienes curiosidad, de nada te sirven las nuevas tecnologías. Descubrir, apasionarte, ver que hay una cultura de moda, que ha habido una historia, con aspecto antropológico, social, cultural… Emocionarte y quererlo leer más allá de ver tendencias de la temporada, eso te dará un punto diferente. Y a la hora de comunicarlo también. Si tú eres muy apasionado de algo, lo vas a saber contar y transmitir.

¿Qué aspectos destacaría del máster?

Siempre digo que todo suma. Aunque tengas distintas formaciones, al final todo converge y te lleva hacia el punto que quieras ir. Nunca entiendas que una formación sobra. Si te gusta, todo va a sumar. En el caso del máster de moda ESCO tenéis la suerte de tener un profesorado que está dando clase en todos los másteres de moda. Por tanto, profesorado de primer nivel, con las mismas experiencias profesionales, que os tratan de transmitir sus vivencias y que ayudarán al futuro profesional. Recomendaría que piensen que la formación siempre suma y que, además, pueden tener acceso a algo tan importante como estar en el circuito y conocer a los profesionales.

Usted es periodista e imparte la clase sobre los medios de comunicación especializados en moda. ¿Qué es lo más llamativo de esta asignatura?

Explico cuál es la situación de los medios de comunicación actual porque los periodistas cuando empiezan tienen en mente trabajar en las grandes cabeceras de moda. Hago un recorrido por las editoras, que son muy inspiradoras, pero también les bajo a la realidad. Y es que medios de este tipo son pocos por lo que son muy pocos los que encuentran un hueco en este mercado de trabajo. La moda es mucho más. Escribir sobre moda lo puedes hacer gracias al mundo digital en diferentes formatos. Subrayo el valor que tienen estas grandes cabeceras, por lo inspiradoras que son, pero también hay que poner los pies en el suelo respecto a toda la variedad de ofertas donde vas a poder escribir o desarrollarte como periodista.

Si tuviera que recomendar un libro para profesionales de la moda ¿cuál sería?

Recomiendo La esencia del estilo, de Joan DeJean, que habla del nacimiento del lujo en Francia, de toda la labor que ha hecho este país para construir su imagen de marca, y lo hace desde diferentes puntos de vista: moda, gastronomía… Y cómo converge todo en la imagen que tenemos de Francia. Otro libro que aconsejaría es Queen of Fashion: What Marie Antoinette Wore to the Revolution, de Caroline Weber, en el que se cuenta cómo construyó María Antonieta su imagen de marca: de como venía de Austria y al llegar a Francia se convierte en icono de moda. Estos dos libros mezclan la historia, la moda, la cultura… Soy muy apasionada de las biografías porque me parece imprescindible conocer más a fondo a estos diseñadores.

En cuanto a series, ¿alguna sugerencia?

Actualmente estoy viendo The Crown, que habla sobre la vida de la reina Isabel II, y de la que destaco especialmente el vestuario, especialmente cómo aparece su hermana Margaret.

Por último, si tuviera que referirse a un personaje que le haya inspirado, ¿cuál sería?

Soy muy poco mitómana. A mí me inspira gente anónima que hace un buen trabajo y que es honesto con su trabajo. El mundo de la moda, que es tan complicado y donde hay tantos egos, admiro mucho a personas anónimas que dejen su ego a un lado y que trabajen por ser quien son. Pero si tuviera que quedarme con un diseñador, conozco a Elio Berhanyer, quien es una gran persona, un gran profesional, un gran diseñador, con unos valores muy inspiradores para todos, un genio creativo.